ASÍ SE HACE UN EMPRENDEDOR

Si hubiese que personificar a un emprendedor nato, Luis Alberto Contreras es un representante cabal. Partió con un carrito vendiendo “completos” en la calle. Con esfuerzo y tesón pasó a tener un salón de pool; luego de años y muchos sacrificios compró una propiedad para instalar en ella su “Koyotte Pub”, en la localidad de Colbún, ubicado en el Territorio Pehuenche del Programa Chile Emprende.

Para este empresario, el programa ha dado oportunidades reales a los pequeños empresarios. “Aquí, afirma, se ha marcado un hito, con total transparencia”. Un ejemplo: “Cuando queremos postular a un proyecto, dan las líneas para interiorizarnos bien del tema. Este es un indicativo del trabajo mancomunado entre actores públicos y privados de cada territorio, para potenciar a micro y pequeños empresarios”, puntualiza.

Para el futuro inmediato, Contreras sugiere capacitar a la gente. “Para atender bien al turista, debemos tener cursos de servicio porque en estos momentos el cliente está súper exigente”. A modo de ejemplo, señala que en su pub instaló un sistema de karaoke, aunque se considerara extraño, pero fue una innovación muy bien recibida en Colbún.

Orgulloso de sus logros, confía en estar preparado para la apertura del Paso Pehuenche y recibir a los turistas el año 2010 para el Bicentenario y aprovechar el flujo del puente bioceánico proyectado. Lo más importante, dice, es tener información oportuna de los diferentes programas, que los anuncien. Eso se ha hecho bien hasta ahora, señala.

Método de trabajo
Para el director regional de Sercotec de la Región del Maule, Carlos Cerda, este programa ha sido un aporte porque, entre varias cosas, ha permitido concentrar la acción de fomento productivo en oportunidades de negocios más que en carencias; ha logrado hacer conversar, al mismo nivel, a los empresarios de menor tamaño, a los municipios y servicios públicos de fomento, en torno a oportunidades de negocios para un territorio concreto, materia que se ve fácil, pero en la práctica es muy complejo. “Participar en el diseño de planes, que se comprometan recursos por parte de todos y se haga seguimiento participativo sobre lo que se resuelve ejecutar, no es sencillo”.

“Somos fuente laboral”
Luis Alberto Contreras espera que se continúe con el programa. “Si así no fuera, los microempresarios quedaríamos sin poder seguir
emprendiendo. Somos fuente de trabajo, no somos grandes empresas, pero nos potenciamos y si nos ayudan a crecer también
podemos generar bastantes empleos”.

Deja un comentario